Novedades

1 abril, 2015

Un año especial para la Fundación Sadosky

Un año especial para la Fundación Sadosky

por Santiago Ceria, Director Ejecutivo

Les doy la bienvenida a nuestro primer newsletter del año 2015, un año muy importante para la Fundación porque se concretan varios proyectos en los que venimos invirtiendo mucho esfuerzo. En particular, estamos avanzando a muy buen ritmo con el desarrollo de un sistema nacional para almacenamiento y comparación de datos genéticos para fines forenses, que ha sido bautizado como GENis. Las primeras implementaciones serán en abril, en 5 laboratorios de todo el país. Este esfuerzo reúne a una empresa PyME local y 3 grupos de investigación trabajando de manera conjunta en una solución para un problema prioritario de la población como es la seguridad. Una muestra más sobre hasta qué punto las ideas del triángulo de Sábato siguen vigentes y algo que, además, estamos haciendo a una fracción del costo que tienen asignadas las iniciativas similares de países considerados desarrollados.

También nos ilusionan mucho los avances en Program.AR. Cursos para docentes, talleres para chicos, desarrollo de material educativo y herramientas interactivas, una convocatoria a la que respondieron casi 30 universidades con las que vamos a trabajar en conjunto… no dejamos frente sin abrir para seguir avanzando en este objetivo tan ambicioso, que es lograr que todos nuestros chicos tengan la oportunidad de aprender programación y ciencias de la computación en la escuela. Nuestro objetivo no es necesariamente formar programadores, sino potenciar el proceso de aprendizaje de todos los chicos argentinos y para que cuenten con más elementos para entender el mundo que los rodea, que cada vez cambia más y más rápido.

También quiero destacar los resultados de las mesas redondas colaborativas academia-industria, que este año están generando sus primeros proyectos. Cuando una comienza con estos esfuerzos tiende a dudar de su utilidad, pero con perseverancia va quedando claro que las capacidades están disponibles de ambos lados y que solo es necesario remover las barreras que complican el trabajo en conjunto.

Otro proyecto que ya cuenta con una prueba de concepto es Palenque, la plataforma de “big-data” para AgroTIC que desarrollamos en conjunto con otros organismos y cámaras empresarias. Estamos conversando con directivos de ArSAT para que puedan sumarse a este esfuerzo y lograr que las TIC hagan un aporte a mejorar el valor agregado de la producción agropecuaria, al mismo tiempo que fortalecemos el ecosistema de empresas que están desarrollando soluciones de software de este tipo.

Hace 12 años comenzó una época de apoyo, reconocimiento y fortalecimiento del -y al- sistema científico. Instituciones como la Fundación Sadosky, que buscan que los avances científicos generen también riqueza, cumplen algunos menos, en nuestro caso 4. Los resultados empiezan a ser más claros. Pero además de estar contentos por esos resultados y trabajar por todo lo que falta, no tenemos que perder de vista que nuestro principal objetivo es establecer las condiciones para que estas políticas públicas continúen, que no se interrumpan, y podamos hacer un aporte definitivo desde la ciencia y la tecnología al desarrollo del país.